Antigua granja holandesa con estilo nórdico y toques étnicos

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+2

salon granja
El tour de hoy nos lleva a recorrer una preciosa granja reformada ubicada en el campo holandés en la que vive una familia que, tras años de remodelación, ha conseguido diseñar una agradable vivienda que, sólo con verla, proporciona una sensación de muchísima relajación. Conserva las características de la antigua casa de campo pero ha incorporado toques modernos para construir este especial hogar. Vamos a dar un paseo por esta casa tan impresionante, ¿te apetece acompañarnos?

El edificio

La propiedad tiene 140 metros cuadrados. El edificio es de 1922 y cuando Michiel, su dueño, la adquirió, unos diez años antes de conocer a su mujer, se encontraba en un deplorable estado. Comenzó entonces su reconstrucción, un trabajo que se alargó más de seis años. En este tiempo conoció a Nicole y decidieron vivir juntos; ella sintió que todavía quedaba algo para completar este cambio, y era darle un extra con la decoración interior.

Mezcla de estilos

Esta vivienda está caracterizada por una mezcla de estilos. Todo ello sobre una base en color blanco y gris, lo que hace posible diseñar ambientes muy agradables, acogedores y que invitan a la calma. La calidez llega a través del uso de colores cálidos como marrones, naranjas, rojos y amarillos, y el extra añadido que le da la utilización de la madera. Los complementos decorativos son recuerdos de los viajes realizados por la pareja.

El dormitorio principal

El dormitorio principal se encuentra en la planta de arriba. Tiene vigas de madera a la vista pintadas en blanco y los tonos pastel y verde menta hacen posible un ambiente ligero, fresco, que se complementa con el uso de un antiguo escritorio de madera de castaño y una silla que era de la bisabuela de Michiel. Las persianas también son de madera de castaño. La habitación incluye una lámpara de bambú y una alfombra para darle un toque de color a la estancia. Simplemente, maravillosa.

dormitorios granja

El salón

El salón está presidido por una increíble estantería en la que no faltan libros ni esos recuerdos de viajes y momentos únicos. Las piezas favoritas de Nicole son unas grandes esculturas de madera de Filipinas y algunos bjetos que están en esta gran estantería procedentes de Laos y Tailandia. La decoración se completa con una gran alfombra y muchos cojines sobre un enorme sofá. Impresionante también la mesa de madera, las sillas y la lámpara que conforman de la zona dedicada a comer. Una vez más, lleno de luz y frescura con el uso tan elegante del color blanco.

Espacio de trabajo

La pareja ha habilitado un espacio para trabajar en el pasillo de arriba, un lugar muy acogedor que se ubica bajo el techo abuhardillado, lo que hace posible aprovechar de manera muy efectiva esta zona que, de otra forma, hubiera quedado sin utilidad.

La habitación del bebé

Una de las habitaciones más especiales es la del hijo de esta pareja. Los colores escogidos la convierten en un espacio precioso decorado en blancos y turquesas, con toques decorativos en madera, sin recargar.

La cocina

La cocina de esta granja holandesa es espectacular. Está pintada en blanco con los muebles oscuros y detalles en azul y madera, es muy luminosa y muy alegre al mismo tiempo. De esos lugares en los que apetece mucho estar…

granja cocina

El dormitorio de invitados

Al lado de la cocina se encuentra el dormitorio de invitados, con la misma estética ligera que protagoniza el resto de la vivienda.

Un paseo por esta vivienda

A continuación te dejo con la galería de fotos para que puedas recorrer, estancia por estancia, esta antigua casa de campo convertida en una luminosa y agradable vivienda con aires nórdicos y toques étnicos. Las fotografías son de Holly Marder, del blog Avenue Lifestyle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *