Cómo lograr que los espacios grandes sean más acogedores

Share on Facebook9Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


A las personas que tenemos que conformarnos con vivir en pisos donde el espacio brilla por su ausencia nos cuesta de entender, pero lo cierto es que decorar estancias grandes también tiene su dificultad. Sin duda, uno de los principales problemas de este tipo de habitaciones es que pueden parecer fríos y carentes de personalidad.

Pero no creas que solo las viviendas con muchos metros cuadrados cuentan con estancias grandes. Hoy en día se llevan los ambientes abiertos y combinados, por lo que es común que las viviendas cuenten con espacios grandes que sirvan como salón, comedor, zona de lectura, oficina y cocina al mismo tiempo. A continuación vamos a darte algunos consejos para que consigas que este tipo de estancias dejen de ser espacios fríos.

Divide el ambiente

La primera cosa que deberás hacer si quieres que los espacios grandes de tu hogar no cuenten con una decoración demasiado fría es dividir la estancia en diferentes áreas: áreas de conversación con dos o tres sofás, una oficina, un sector de lectura, área de juegos para los niños, una mesa para merendar, un espacio de entretenimiento con televisión y videojuegos… Si se trata del dormitorio, puedes dividir el ambiente en un área para vestirte, una zona para descasar, y la zona de la cama. Los biombos o las alfombras pueden ayudarte a conseguir una distinción en cada área.


Aunque dividas el espacio, todas las zonas deberán estar conectadas con una decoración que se complemente: el mismo neutro en todo el ambiente, estampados, el mismo estilo…

Colores

En cuanto a los colores, es mejor que optes por los cálidos, mientras que los neutros deberán ser preferiblemente marrones o beiges. Estos últimos son ideales para pintar las paredes, ya que harán que los espacios sean más acogedores. Eso sí, en espacios grandes no debes tener miedo de probar los colores oscuros. En cuanto a los colores fríos, es mejor que los apliques solo en detalles y textiles.

Muebles

Debes tener en cuenta que no necesitas muebles más grandes, pero si piezas cómodas, como sofás, sillas y sillones donde puedas relajarte. En cuanto al resto de muebles, deberá haber variedad en cuanto a alturas y tamaños. Por último, añade algún que otro detalle llamativo, en colores vibrantes u oscuros. Además, es mejor que no uses muchos espejos.

Decoración,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *