Consejos para ser el Top Chef de tu cocina

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Los programas de cocina están de moda. Sin embargo, no siempre es fácil imitar las recetas que vemos preparar en la pantalla y que intuimos huelen como los ángeles. En la televisión utilizan sofisticadas máquinas para cocer al vacío, o humeante nitrógeno líquido, mientras que nosotros en casa apenas tenemos una cocina vieja. Una buena opción es aprovechar las rebajas para renovar los electrodomésticos y así mejorar nuestras dotes culinarias.

Recuerda que el primer paso para ser un buen cocinero empieza por la herramienta. Contar con una buena cocina, un horno en plena forma y una campana extractora capaz de desalojar el humo de guisos fallidos es una necesidad en prácticamente todas las casas.

El primer paso es escoger el tipo de cocina en el que preparar suculentos manjares. Para mucha gente el sabor que dan las cocinas de gas no es equiparable a ningún otro fogón. Y pese a que el gas es más barato que la electricidad, éstas son más difíciles y engorrosas de limpiar. Aquellos que prefieren la comodidad de una vitrocerámica, deberían decantarse por las cocinas de inducción, con una tecnología mucho más moderna.

Cuidado con los despistes


Es recomendable escoger cocinas en las que podamos programar los tiempos de cocción. Muchas veces las prisas del día a día hacen que perdamos la noción del tiempo, y que la comida se haya convertido en carbón, más propio de los reyes magos, para cuando nos damos cuenta. Con este novedoso sistema evitaremos estos y otros despistes.

Las campanas extractoras serán un buen aliado cuando nos ocurran cosas como ésta. Sonde gran ayuda para eliminar rápidamente un exceso de humo, y es muy importante que además de funcionar adecuadamente estén siempre limpias. Una buena manera de conseguir un rendimiento óptimo es escoger modelos con rejillas desmontables que podremos lavar en el lavavajillas.

Vale la pena aprovechar los descuentos que estos días ofrecen la mayoría de grandes superficies y tiendas de electrodomésticos. Otra forma de ahorrar mientras disfrutas de la cocina es decantarte por productos que consuman menos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *