Piso nórdico con mucho estilo en Dinamarca

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Casa Dinamarca1
Hoy nos trasladamos hasta Aarhus, una ciudad ubicada en Dinamarca, para conocer una bonita casa en la que vive la diseñadora Annemette Beck, una vivienda con aires bohemios donde se dan cita diseños clásicos, como las sillas Wishbone de Wegner o sofás de Le Corbusier, y también otros muebles más modernos y obras de arte que merece la pena contemplar. Incluso sus elementos de trabajo, como las bobinas de hilo, se convierten en preciosos elementos decorativos. Nos adentramos en esta vivienda especial y con mucho encanto para descubrir todos los secretos que esconden sus paredes. ¡Comenzamos!

Espacios amplios y luminosos

La estructura clásica de este piso, construido a comienzos del siglo XX en la segunda ciudad más grande del país, se encuentra reforzada con las molduras y estucos que fueron delicadamente restaurados. Todo ello en unos espacios luminosos y muy amplios.

El estilo de la vivienda

En esta casa conviven varios estilos decorativos, y lo hacen con muchísima armonía… Aires nórdicos con cierto toque parisino enmarcado todo ello en unos techos muy altos con vigas a la vista, molduras y cornisas, boiseries en las paredes con arcos de medio punto, piedra y fibras en la terraza… Una mezcla interesantísima y muy efectiva.

Casa Dinamarca3

El color oro

Los diseños de Annemette tienen al color oro como uno de los protagonistas. Un ejemplo lo encontramos en el propio salón de su casa, donde una gran hornacina en la pared luce empapelada en esta tonalidad y con una textura muy original.

Materiales naturales

En la terraza se han utilizado materiales naturales como la piedra en la pared, donde luce colgado un tapiz diseñado por la dueña de la vivienda, formado por hilos dorados en combinación con el aplique, y la fibra natural para los muebles.

Creaciones propias y ajenas

Los diseños de Annemette, como pueden ser las alfombras de seda y lana, el frontal dorado que te he comentado antes o algunas piezas que son esculturas en sí mismas, comparten espacio con muebles muy especiales como las sillas Wishbone que rodean la mesa del comedor, diseño del también danés Hans J. Wegner, los sofás de Le Corbusier y las lámparas de Ingo Maurer.

Calidez con el uso de madera y textiles

La calidez se adueña de este piso danés gracias al uso de madera en el suelo y a los textiles como alfombras de lana o amorosas mantas de frondoso pelo sobre las sillas.

Casa Dinamarca2

La gran librería del salón

En el salón, además de la pared dorada que comentaba antes, destaca la espectacular librería italiana de la firma italiana Porro, con su escalera para poder llegar hasta los libros más altos; una mesa de centro de Zanotta; el sofá LC2 de Le Corbusier y una manta diseñada por la propia Annemette, una imagen que transmite ese gusto por lo auténtico y por un interiorismo lleno de personalidad. En el centro del comedor se ubica una larga mesa de Hans J. Wegner con sus sillas y dos chulísimas lámparas de Luceplan, con el panel de oro como telón de fondo para esta decoración tan especial y artística

Un paseo por la vivienda

A continuación de dejo con unas fotografías de Gert Skærlund Andersen para el blog Bo Bedre donde vas a poder disfrutar de un maravilloso paseo por esta vivienda danesa tan personal y llena de detalles que la hacen única. Da gusto ver de qué manera estilos tan diferentes de decoración logran crear una simbiosis casi perfecta en un mismo espacio, pudiendo complementarse y darse fuerza entre sí a pesar de, en apariencia, tener poco que ver. Solamente hay que saber unirlo con estilo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *