Pon un sofá Chesterfield en tu casa

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

chesterpiel
Los sofás y sillones son muy importantes en cualquier estancia, aunque donde más lucen es en el salón. Existen muchos tipos diferentes de estilos de lo más variados pero hoy os traigo un clásico que no pasa de moda y que puede adaptarse a cualquier estilo, decoración y gusto: el sofá (o sillón) Chester, o como es más conocido, Chesterfield.

Un poco de historia

El sofá Chester es un clásico de origen inglés. Aunque su historia no es del todo clara, todo apunta que el conde de Chesterfield (de ahí su nombre) encargó esta pieza a un ebanista pues, al parecer, los sofás que existían no permitían a los caballeros sentarse en una postura elegante. Especificó que quería un respaldo que permitiera a los hombres sentarse erguidos.

sofas_chester_estilos
Su diseño fue de lo más innovador pues fue el primer canapé totalmente tapizado, el capitoné también fue toda una innovación, además de ser la primera pieza totalmente rellena de muelles, lo que lo hacía mucho más confortable. Su estructura es inconfundible, con patas cortas y el respaldo y los brazos, en voluta, a la misma altura. El diseño es único, con el capitoné como seña de identidad, un tapizado que sólo aparece en el interior del respaldo y los brazos.

Parte de tu estilo

Con los años, el diseño orginal ha evolucionado pero siempre manteniendo ese toque antiguo y classy que proporciona esta pieza a cualquier estancia. La posibilidad de tapizarlo en cualquier material y de diferentes colores hace de él una pieza versátil que se funde con cualquier estilo que se te ocurra.

chesterchic
Tanto en estancias más clásicas, en blanco, como para estancias modernas, con el clásico diseño de piel pasando por diseños más chic en terciopelo rosa o malva, el Chester es una apuesta segura que hará de esa estancia un lugar especial. Además es ideal si tienes una biblioteca o para la habitación de los más pequeños. ¡Pon un Chester en tu vida!

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *