Reformar una casa en el centro de la ciudad

Share on Facebook12Tweet about this on Twitter0Share on Google+1

casagraciasuite
Hoy os traigo un descubrimiento que me ha sorprendido muchísimo por varias razones: su originalidad, su diseño y por ser una gran idea para mantener sanas las antiguas fincas del barrio barcelonés de Gràcia. Unos viajeros empedernidos decidieron, un día, reformar una antigua casa del barrio de Gràcia y convertirla en un hostel de lujo para aquellos turistas a los que les gusta estar “fuera de casa como en casa”. Si tienes pensado hacer una visita a la ciudad condal, ya tienes donde dormir.

Casa Gracia

Este hostel, más allá de ser un lugar lujoso y donde disfrutar de lo más típico de Barcelona está al alcance de la mano, es todo un ejemplo a seguir en lo que a rehabilitación se refiere. Es una fuente de inspiración para todos aquellos a los que os gustaría vivir en una casa dentro de una gran ciudad.

zonacomun_casagracia
En este edificio modernista se han mantenido algunos de los suelos originales, también la fachada y sobre todo la esencia de unos de los barrios más emblemáticos de la ciudad. Modernizar y crear obras nuevas está muy bien, pero un trabajo para mantener el aspecto original de un inmueble es un caramelo. Con esta reforma no sólo han conseguido esto, también han evitado que una casa antigua quede en el olvido y han podido combinar modernidad con tradición.

Un casa para reformar

Hoy en día que es muy importante encontrar nuestro lugar y nuestro hogar, así que optar por la reforma de una casa es una elección de valientes. El trabajo y la inversión os darán algún que otro quebradero de cabeza pero, el privilegio de vivir en una casa antigua moldeada a tu gusto lo merece.

cocina_casagracia
La clave está en mantener, dentro de lo posible, aquellos detalles (más o menos importantes) de la casa que se puedan mantener o, reutilizarlos. Si alguna puerta maciza debe cambiarse, utilizarla como cabecero de cama o como mesita podría ser una opción. Echadle un vistazo a Casa Gracia y os inspiraréis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *