Funcionamiento de los humidificadores


Los humidificadores se encargan de darle una mayor humedad a la estancia de la casa donde lo colocas gracias a un sistema muy sencillo en el que por medio de un recipiente de agua integrado en el aparato se consigue que el agua sea liberada en forma de vapor para humedecer el ambiente y que su climatización sea correcta. Suelen utilizarse mayoritariamente en los meses de invierno para conseguir que las habitaciones tengan la humedad adecuada, principalmente porque con el uso de la calefacción suelen quedarse sin ella. Se utilizan también para combatir resfriados comunes o faringitis.

El nivel de humedad aconsejable en una vivienda oscila entre un 40 y un 60%, así que conviene conocer siempre el nivel de la tuya para ver si está en el adecuado o si debes aportarle algo de humedad. Tener la humedad en tu hogar por debajo de lo recomendado es un riesgo ya que puedes tener alguna infección respiratoria o alérgica, riesgo que disminuye notablemente si tienes la humedad controlada.

Los humidificadores son de dos tipos:
SEGUIR LEYENDO “Funcionamiento de los humidificadores”