Decorar un dormitorio para adolescentes


La transición de una habitación infantil a una adolescente no suele ser sencilla, básicamente porque cuando los niños se convierten en adolescentes suelen renegar de muchas cosas que hasta el momento le gustaban, principalmente porque quieren demostrar que son mayores y piensan que por tener ciertas cosas seguirán siendo niños. Según vayan creciendo van necesitando más espacio e independencia, sus gustos y rutinas cambian y necesitan un ambiente diferente al que han tenido hasta el momento.

Es por ello que cuando los niños llegan a la adolescencia necesitan un dormitorio acorde a su edad ya que las cosas que harán serán diferentes a las que hacían hasta el momento. Toma nota de estos consejos para decorar un dormitorio para adolescentes:

– Es muy importante poder separar los diferentes espacios para lograr que cada uno de ellos tenga su ambiente. En principio hay que conseguir estos tres espacios: zona de descanso, zona de ocio y zona de estudio. Aunque la habitación sea pequeña es importante separar cada espacio.


– Lo ideal es pintar la habitación de un color que sea claro y uniforme, sin hacer muchas combinaciones. Deja que sea tu hijo el que elija el color para que se sienta mejor en la habitación, aunque siempre teniendo en cuenta que sea un color recomendable para el descanso y no colores muy oscuros o fuertes que pueden estresarlo.

– La zona de estudio tiene que estar en la parte más luminosa ya que para poder estudiar necesitará la máxima luz natural posible, además de tener una pequeña lámpara que cumpla esa función cuando la natural desaparezca. Tanto el escritorio como la silla tienen que ser muy cómodos, poniendo también alguna estantería o armario en el que pueda organizar todo lo necesario para estudiar con más comodidad.


– Lo mejor es que pueda participar en la decoración y elección de todos los muebles ya que es él quien va a utilizarlos, así que tendrá que tener claro cómo quiere organizar su habitación y sus cosas para poder elegir los adecuados. Es importante que alguno de los muebles tenga espacio para DVD’s o CD’s, que a esas edades lo que más suelen hacer en sus ratos de ocio es escuchar música o ver películas, además de estar en el ordenador.

– Utiliza elementos decorativos que puedan servirle para más adelante, cuando deje la adolescencia atrás, así no tendrás que volver a gastarte dinero en renovar su habitación. Elige cortinas, alfombras o tapizados que puedan cambiarse con facilidad o que sean reversibles para que su decoración no se vuelva monótona y se aburra de ella pronto.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *