Dormitorios femeninos


Los dormitorios femeninos no tienen por qué agradar a todas las mujeres. En muchas ocasiones se recurre a colores como el rosa y el lila y no a todas les convence la idea de tener que estar viéndolos a cada momento. Tal vez por ello es difícil encontrarlos a partir de determinadas edades. Si bien es cierto que muchas habitaciones infantiles apuestan por esos tonos para darle un toque muy femenino, no menos cierto es que en adultos la cosa cambia bastante.

Para lograr un dormitorio muy chic que sea romántico, hay que seguir una serie de pasos que vale la pena tener muy en cuenta:

– Aparte de los colores mencionados anteriormente, es recomendable optar por combinaciones de tonos neutros como el gris. Además, recurrir a tonos pastel tampoco es mala idea. Ya sea en las paredes o en la ropa de cama, es bueno que se dejen ver.

– Los complementos como las alfombras o las lámparas juegan un papel muy importante. Hay que cuidarlos al máximo y mirar que vayan a juego. En caso de ser una habitación infantil, una opción interesante es la de decantarse por productos de Hello Kitty.

– Por último, no hay que olvidarse de los muebles. Estos no deben ser demasiado sobrios, tanto en la forma como en el color. Lo ideal es madera de color claro o incluso un blanco lacado que permita jugar con el minimalismo.

A continuación podéis ver algunos ejemplos de dormitorios femeninos. Para ampliar las imágenes sólo tenéis que hacer clic en las miniaturas.

Dormitorio,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *