5 consejos para planificar la decoración de un espacio

Existe un momento muy especial en un proceso creativo de interiorismo, aquel en el que observas las características del lugar después de un tiempo de transformación. Pero antes de que llegue esta fase posterior, te concentras en la planificación que da forma a esta visualización que viste el espacio con la imagen deseada. En Decorablog te damos cinco consejos para planificar la decoración de un espacio.

1. Análisis de necesidades en la decoración de un espacio

mesa-con-ramo-de-flores

Las necesidades de una estancia de la casa pueden cambiar a partir de la evolución que se produce en el propio hogar. No solo puede ampliarse la familia, sino que sus protagonistas también experimentan nuevas prioridades con cada nueva edad.

Por ello, intenta realizar un diagnóstico de necesidades que tenga en cuenta la situación presente y el futuro a medio plazo. ¿Qué cambios es necesario hacer en el contexto del lugar para disfrutar de este resultado final?

2. Estudio del color

producto-de-cocina

El color viste una estancia de una esencia cromática. La creatividad no solo es posible al crear combinaciones a partir de distintas propuestas, sino que también puedes decorar una estancia utilizando un único color.

No solo puedes observar el componente estético de los tonos seleccionados, sino también tener en cuenta la psicología del color para elegir tonos que transmiten sensaciones que están contextualizadas con las necesidades de un lugar. Por ejemplo, elige colores que transmiten calma para decorar el dormitorio.

3. Plazos de tiempo del plan de decoración

la-encimera-de-cocina-de-madera

En cualquier planificación existe un calendario temporal definido por un principio y un final. Al planificar la decoración de una estancia también es recomendable que establezcas unos plazos aproximados de tiempo, al menos, en relación con lo esencial.

Es decir, después de la fecha final puedes seguir añadiendo algunos detalles decorativos al lugar, sin embargo, la base principal del lugar ha quedado perfectamente creada con este guion previo. Estos plazos de tiempo estarán alineados, a su vez, con tus propias necesidades.

Este establecimiento de plazos también puede ayudarte a gestionar el tiempo teniendo en cuenta que este recurso no es infinito. De este modo, irás avanzando de forma ordenada hacia la meta final, a través del cumplimiento de otros objetivos de interiorismo.

4. Zonas diferenciadas en un espacio

No solo puedes observar un lugar en su totalidad, sino que una estancia es la suma de las diferentes zonas que la componen. En un dormitorio infantil, por ejemplo, además del espacio de descanso, también son esenciales la zona de juegos y el lugar de estudio.

Por tanto, realiza esta diferenciación temática en el contexto de aquel espacio que quieres potenciar a través del diseño y el confort. Si quieres decorar el salón o la cocina también puedes establecer esta diferenciación, incluso aunque se trate de un estilo de decoración abierta. La delimitación de la pared no es la única forma de configurar un lugar sobre el plano.

5. Recursos para decorar

sofa-con-varios-cojines

Desde el momento en el que empiezas a decorar un lugar hasta que finalmente ese espacio está terminado transcurre un tiempo. Este proceso ha sido posible gracias a los recursos invertidos en este proyecto. Las horas son un bien necesario. También, el presupuesto destinado a realizar este proyecto que contextualiza las distintas decisiones de esta planificación. ¿En qué estilo te gustaría decorar ese lugar que centra tu atención en este momento? En ese caso, haz un inventario de ideas para crear esa ambientación en este entorno que en breve tendrá una nueva imagen.

¿Por qué es tan importante la planificación en la decoración de interiores? Porque esta planificación te ayuda a disfrutar más del proceso que, al igual que el resultado, también es importante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *