8 ideas para decorar con macramé

ideas-macrame
En decoración, como en la moda, también a veces nos encontramos con la máxima de “todo vuelve”. ¿O quizá es que nunca llegó a marcharse del todo? El macramé es esa técnica o arte que se realiza a través de nudos y cuerdas. Seguro que lo has visto y sabes de lo que te hablo. Pero por si acaso estás un poco perdido o quieres ver cómo emplearlo en tu decoración aquí te dejo con 8 ideas que puedes poner en práctica desde ya mismo en tu vivienda. ¡Toma nota!

1.- Cabecero de la cama

A la hora de decorar el dormitorio el cabecero se convierte en un elemento muy importante, ya que tienes muchas alternativas para personalizarlo y darle a la estancia un toque diferente solamente cambiando esta parte. ¿Por qué no con macramé? Colócalo en la pared donde tengas la cama y ya verás que imagen más acogedora te devuelve.

2.- Maceteros

Es uno de los usos más habituales y decorativos. Los maceteros colgantes con macramé permiten diseñar un rincón de lo más bonito con tus plantas. Puedes hacer una composición con varios de ellos, de distintos colores, estilos y alturas, o colocarlos todos iguales… Me gustan especialmente con plantas de hoja verde, sin flor.

También puedes añadir algún elemento extra como flecos o abalorios, teñir las cuerdas o solo una parte de ellas, colocar diferentes tipos de plantas… ¡Un montón de opciones!

maceteros-macrame

3.- Cortinas de macramé

¿Te animas con unas cortinas de macramé? Quedan muy bonitas si las colocas en la puerta que da a acceso a tu terraza o jardín, por ejemplo, o para diferenciar espacios dentro de una misma zona común. Son cortinas muy ligeras y frescas.

4.- Un tapiz en la pared

Algo similar al cabecero de la cama lo puedes aplicar en prácticamente cualquier pared de tu casa. Cuelga un tapiz de macramé en el salón o en el recibidor, por ejemplo. Si utilizas alguno de varios colores puedes darle un toque étnico muy interesante a tu decoración. Si prefieres una decoración más serena y natural déjalos en tonos neutros para que todo el protagonismo recaiga sobre los nudos. Asimismo, puedes jugar con el diseño y, una vez más, las opciones son amplísimas.

tapices-macrame

5.- Lámparas

Esta técnica del macramé es fácilmente utilizable en varios elementos habituales de tu casa. Por ejemplo, en las lámparas. Puedes poner una funda a la tulipa o al pie de la misma. Al ser un diseño calado, con nudos más o menos grandes, la luz va a pasar igual y, además, tendrás una pieza decorativa muy original.

6.- Hamacas

Para tu zona al aire libre, si tienes la suerte de tenerla, nada mejor que una hamaca o columpio de macramé. Y si no tienes espacio exterior no pasa nada, también la puedes poner dentro de tu casa. ¿Por qué no? Será ideal para diseñar un rincón donde relajarte para leer, para escuchar música o, simplemente, donde no hacer nada.

hamaca-macrame

7.- En tarros de cristal

También puedes forrar con cuerdas y nudos tarros de cristal que tengas en casa y darles un nuevo uso decorativo. Dentro puedes poner alguna flor y emplearlos como jarrón, o simplemente dejarlos tal cual con las cuerdas, sin nada dentro.

8.- Fundas para cojines

El macramé es un arte que va a quedar también muy bonito en tus cojines. Puedes jugar con los colores escogidos y con el estilo que quieras darle a estos accesorios decorativos. Si te apetece una decoración de estilo étnico puedes elegir tonos tierra, naranjas, rojos y verdes para imprimir un aire especial a tu rincón favorito de la casa.

Artículo recomendado: DIY: tapiz de macramé de estilo étnico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *