Tipos de cortinas
Las cortinas son fundamentales en cualquier hogar, ya que impiden el paso de la luz y el sol cuando así lo deseas. También te dan esa privacidad que todo el mundo necesita en su hogar, impidiendo que desde el exterior pueda verse el interior, o que se muestre únicamente la parte que tú quieres mostrar. Son muy funcionales, y es prácticamente imposible ir a un hogar en el que no haya cortinas en ninguna de sus estancias.

A nivel decorativo juegan también un papel muy importante, ya que le pueden dar ese toque tan especial a cualquier estancia, tanto en una combinación perfecta como en un contraste adecuado. Un mercado muy amplio que me gustaría resumir a continuación.

Las cortinas más utilizadas

Venecianas

Tipos de cortinas
También conocidas como persianas, están formadas por varias láminas de pequeño tamaño que se pueden girar, principalmente para aprovechar la luz del sol, o bien para taparla, aunque nunca se puede eliminar por completo su entrada. Puede subirse o bajarse, en ambos casos completamente y con facilidad, simplemente tirando de un cordón. Es una de las cortinas más funcionales, y se utiliza también mucho en oficinas, principalmente en los despachos. Pueden ser de madera, aluminio o PVC, y las hay en una gran variedad de diseños, tamaños y colores.

Visillos

Tipos de cortinas
Muy utilizados especialmente en las cocinas, ya que son una cortina de tela muy finita y liviana, normalmente fabricada en tejidos ligeros y vaporosos como el hilo o el lino. Van antes que la cortina normal, que puede estar abierta y aun así el visillo no dejará que pasen los rayos del sol. Son perfectos también para las zonas de la casa en las que no hay mucha iluminación, ya que aprovecharás al máximo la luz natural.

Cortinas

Tipos de cortinas
Son las que más fácilmente reconocemos cuando se habla de cortinas, sin pensar de primeras en ningún otro tipo. Suelen ser en tejidos gruesos y pesados para lograr una caída mucho más bonita, y su elección es especialmente importante a la hora de decorar cualquier espacio. Se puede colocar solo una en la ventana, o bien dos, una cada lado, para abrirlas y que queden recogidas y bonitas mientras estén abiertas. Son perfectas para casi cualquier estilo decorativo, especialmente si buscas algo clásico o rústico.

Estores

Tipos de cortinas
Existen de dos tipos: enrollables y plegables, en ambos casos muy explícito ya su nombre. Ocupan muy poquito espacio y se suben y bajan con mucha facilidad, así que son perfectos también para cualquier estancia. Especialmente indicados si tu decoración es moderna o minimalista, hoy en día hay tantos diseños que encajan prácticamente en todos los estilos. Ambos tipos te permiten parar a cualquier altura, perfecto para graduar la luz que quieres que pase.

Paneles japoneses

Tipos de cortinas
Se han puesto muy de moda en los últimos años, y son paneles independientes que se desplazan por raíles, lo que hace a que a nivel decorativo ofrezcan más oportunidades, ya que puede ponerse cada uno de un tejido/diseño. Mucha gente los utiliza para decorar la pared o una gran cristalera, sin que haya necesariamente una ventana detrás. Se mueven en sentido horizontal, por superposición de unos a otros, y su montaje/desmontaje es muy sencillo.

Recomendaciones

A la hora de elegir cualquier cortina, es muy importante tener en cuenta el uso que principalmente vas a darle, así como las características de la estancia en la que la vas a ubicar. Por ejemplo, las cortinas que llegan al suelo pueden ser peligrosas para las habitaciones en las que hay niños muy pequeños, ya que van a tirar de ellas y se les pueden caer encima. En ese caso, que sean cortas o pon un estor.