Humedad en las paredes y el techo: causas y solución

pared-con-mucha-humedad
¿Tienes problemas de humedad en casa? No te preocupes, es más normal de lo que crees y por suerte tiene solución. De hecho, ni siquiera es necesario recurrir a profesionales en la mayoría de los casos, ya que existen remedios muy efectivos que no quitan que sea necesario elaborar un plan de prevención para no verse envuelto en la misma problemática una y otra vez.

La humedad suele hacer acto de presencia en pisos antiguos, tanto en las paredes como en el techo, y especialmente en determinados lugares como puede ser el espacio que hay justo detrás del cabecero de la cama. El color de la pintura se va perdiendo, el estado de las paredes empeora y es imprescindible encontrar una solución cuanto antes, ya que podemos llegar a sufrir afecciones respiratorias que en algunos casos son graves. No hay que olvidar que los hongos y los microorganismos son perjudiciales para la salud, sobre todo si se sufren alergias.

Las causas más comunes

Toma nota de lo que te cuento a continuación porque detectar las causas te puede venir muy bien para acabar con la humedad y evitar que vuelva a aparecer en el futuro.

Humedad por condensación

Un exceso de vapor de agua en el ambiente se transforma en estado líquido y provoca este tipo de humedad. Ni los deshumificadores ni los sistemas anticondensación sirven para acabar con ella. Al principio aparecen en forma de pequeñas manchas, pero poco a poco se van extendiendo y se agrava el problema. De ahí que sea importante actuar con celeridad.

Para evitar la humedad por condensación lo más recomendable es evitar el uso de estufas y otros sistemas de calefacción, ventilar cada día, no dejar que la ropa se seque dentro de casa (no colocarla sobre radiadores), abrir una ventana al cocinar y al ducharse, no pegar los muebles en exceso a las paredes…

humedad-por-condensacion
Humedad por capilaridad

Esta humedad tiene su origen en la capacidad que tienen los muros para absorber el agua que proviene del subsuelo, lo que hace que sea muy común en sótanos y plantas bajas. La humedad puede llegar a alcanzar el metro y medio de altura, algo que depende de la porosidad de la pared.

Se recomienda que los muros no sean demasiado porosos y que exista un aislamiento adecuado. De lo contrario, corremos el riesgo de ver como la pintura y los revestimientos se deterioran. Y no solo eso, sino que los muros se debilitan, puede haber problemas en la instalación eléctrica y se produce un mayor consumo de calefacción por culpa de la humedad.

pared-con-humedad
Humedad por filtraciones

Tiene lugar cuando uno de los conductos de la obra que están al otro lado del muro sufre alguna anomalía. Sucede con tuberías empotradas y con forjados, y por suerte no suelen generar unos problemas de humedad tan claramente visibles como los que se producen por condensación o capilaridad. Eso sí, los materiales de la construcción se van degradando, así que la estructura puede peligrar.

No hay que caer en el error de que con una pintura antihumedad solucionamos el problema, ya que ésta solo lo oculta a nuestros ojos. Al otro lado del muro siguen las filtraciones, así que en estos casos es bastante recomendable contar con la ayuda de un especialista.

humedad-en-el-techo

Una solución que me ha funcionado

Salvo en el caso de la humedad por filtraciones, que requiere más trabajo, tengo que decir que hay un producto que me ha ido muy bien para acabar con la humedad que tenía en una de las paredes y en partes del techo de la habitación de matrimonio. Pinté hace cosa de un año y me sorprendió ver el estado en el que estaba, aunque por suerte no me costó mucho solucionarlo.

Sin ánimo de publicitar el producto como sí hemos hecho en otras ocasiones con otros fabricantes, tengo que decir que Pattex Baño Sano Anti-Moho me fue de maravilla. Lo que hice fue aplicarlo en abundancia en las zonas con humedad disparando su pistola pulverizadora a unos 20 centímetros de distancia. Dejé que trabajara durante unos 15-20 minutos y lo limpié todo con un trapo mojado en agua caliente. Tanto la pared como el techo quedaron como nuevos.

A mí me fue muy bien, pero no sé si los resultados serán igual de buenos si se trata de una pared que tiene 50 años y lleva 10 con humedad. En esos casos imagino que no será tan efectivo, pero considero que por probarlo no se pierde nada. Eso sí, después hay que poner en práctica los consejos de prevención, como el de ventilar cada día las habitaciones.

Artículos recomendados:

Tipos de humedad en las paredes

Cómo pintar paredes con humedad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *