Limpiar el baño a fondo


Tener un baño limpio es fundamental en cualquier hogar. Realizar una limpieza profunda en esa estancia es indispensable para eliminar todo tipo de gérmenes que se pueden acumular en las diferentes zonas del baño. En el mercado podemos encontrar muchos productos de calidad para dejar radiante nuestro baño, pero en ocasiones no tenemos presupuesto para utilizarlos.

Si no podemos emplear productos químicos para la limpieza, lo mejor es utilizar fórmulas caseras que dan el mismo resultado. Los elementos que necesitaremos son tan simpres que los podemos encontrar en cualquier casa: champú, jabón, limón, amoníaco o sal.

Para recuperar el blanco de la bañera frota con dureza toda su superficie con medio limón. Luego aplica lavandina pura y realiza la desinfección completa con ayuda de un cepillo. El resultado será una bañera brillante. Los elementos de bronce como las barras para sujetar las toallas, se pueden limpiar si las frotamos con una mezcla de jugo de limón con sal y luego las secamos con un paño limpio.

La cortina de baño se suele ensuciar con facilidad, además que suele coger ensuciarse moho. La mejor para que quede como nueva es descolgarla y dejarla en remojo con agua, jabón y un poquito de amoníaco. Luego ya la podrás lavar como de costumbre. Si detectas manchas aplica un quitamanchas antes del lavado.

Los espejos si no están limpios crean un mal aspecto al baño. Para solucionarlo, cogemos un paño humedecido en alcohol y luego secamos con otro paño limpio y seco para conseguir brillo. Las esponjas suelen cambiar de color con la suciedad, las puedes recuperar mal poniéndolas en remojo durante varias horas en agua con sal. Para el suelo del baño, tanto si son baldosas como cerámicos, quedarán mucho más bonitos si los perfumados, agregando un poco de champú para el pelo en la misma agua que utilizaremos para limpiarlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *