Consejos para el mantenimiento de una piscina


Las piscinas son un elemento al que se le saca muchísimo partido en esta época del año, y aunque ya estemos en septiembre seguro que quedan todavía unas cuantas semanas para poder disfrutarlas, sobre todo si vives en una zona en la que el verano dura un poquito más. Las piscinas necesitan que seas muy regular con sus cuidados, y muy especialmente con su limpieza ya que no es solo cuestión de estética sino también de salud.

El agua de la piscina necesita un tratamiento químico con el que evitar que aparezcan hongos o bacterias, además de poder realizar una depuración correcta que elimine cualquier suciedad y esté siempre limpia. Mucha gente se piensa que el mantenimiento de la piscina es muy difícil pero lo cierto es que es muy sencillo y, lo más importante, el esfuerzo y tiempo invertidos merecerá la pena. Hay kits de mantenimiento muy sencillos que servirán para saber el estado del agua en cada momento y así detectar cualquier contaminación.

El control del nivel de ph y de cloro es muy importante, con el ph en una cantidad recomendada entre 7,2 y 7,8, mientras que el cloro debe estar entre 1 y 1,5 ppm (partículas por millón). Con el kit de mantenimiento que podrás encontrar en cualquier tienda especializada podrás saber el nivel exacto para saber si tienes que aumentar o reducir. Hay productos que son muy recomendables para el mantenimiento de piscinas, como por ejemplo el algicida, el cual evita que se formen algas y, si ya las hay, las despega de paredes y fondos. El floculante también se recomienda ya que elimina las partículas químicas que puedan quedar en suspensión.

Limpiar la piscina

También hay cositas que tú puedes hacer para mantenerla siempre limpia, como retirar todos los días cualquier cosa que veas flotando (hojas, ramas, insectos…). Limpia bien los cestillos de los skimmers para que no haya nada que pueda dificultar su funcionamiento. Procura que nunca se quede nada en la piscina, lo que suele suceder cuando hay niños que utilizan juguetes en ella y que pueden atascar cualquier skimmer si están ahí durante toda la noche.

1 comentario

  1. Artículo muy interesante con consejos útiles para mantener nuestra piscina limpia y bien cuidada.
    Es muy sencillo mantener nuestra piscina limpia con cuidados básicos durante todo el año pero si notamos que el agua esta muy sucia o presenta síntomas de que hay algas u organismos en ella tendremos que realizar un tratamiento acorde con la piscina.
    Es muy importante elegir un buen tratamiento, en función del tamaño, los litros de agua que contiene, la instalación, la ubicación y el uso que le das a tu piscina; ya que un mal tratamiento puede dañar el agua, revestimiento o el mismo funcionamiento de la piscina.
    Hay que mantener los niveles de cloro y pH alrededor de 7,2 y 0,7 ppm respectivamente, para evitar la aparición de cualquier organismo.
    Si estos niveles están correctos hay que evitar el uso de cualquier aditivo químico en la piscina , ya que puede ser nocivo tanto para los usuarios de la piscina como para la propia agua o revestimiento de la misma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *