Arquitectura digital y decoración

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Aunque en Decorablog normalmente nos centramos en aspectos relacionados con la decoración, hoy queremos hablar un poco sobre la arquitectura digital. Como sabes, en el panorama sociocultural actual se está produciendo un desarrollo brutal de las redes de comunicación y por la configuración del software como principal herramienta de trabajo e, incluso, como interfaz para la vida. En definitiva, Internet y las tecnologías han cambiado por completo los hábitos del individuo. Como puedes imaginar, esto influye, y mucho, en el campo de la arquitectura y de la decoración.

Las tecnologías digitales están transformando el proceso de diseño en toda su extensión, desde la fase conceptual hasta la propia fabricación. La variedad de procesos de diseño que facilitan la proyección y la construcción en arquitectura y decoración es más amplia que nunca.

Más que un mero sistema de representación

Hoy en día el ordenador no se utiliza como mero sistema de representación. Las nuevas tecnologías de diseño paramétrico constituyen una de las últimas tendencias para profesionales de campos como la arquitectura, el diseño y la ingeniería. Entre otras ventajas, estas técnicas permiten modificar los diseños en tiempo real y optimizar los procesos de diseño según criterios energéticos, estructurales, funcionales o otros requisitos de proyecto específicos.


Las perspectivas tridimensionales se han convertido en una herramienta imprescindible para presentar proyectos de arquitectura e ingeniería, que se encuentran en fase de proyecto, o que serán reformadas. El realismo obtenido con la arquitectura digital facilita la comprensión del proyecto por parte del cliente o promotor, así como su venta.

Un montón de campos

La Arquitectura Digital es indicada para empresas de interiorismo, remodelación y decoración, y es apta tanto para urbanismo, como para residencias, edificios públicos, centros comerciales, industrias, etc.

Fabricación digital

Además, ahora se pueden fabricar objetos a partir de datos numéricos, o lo que es lo mismo, la fabricación digital. Se trata de una nueva tecnología, adaptable y económica, que permite desarrollar productos en cualquier parte, incluso en cantidades muy pequeñas.


Así, cada elemento puede ser personalizado por el cliente sin que esto aumente el coste. En definitiva, la materialización del mundo digital que posibilitan las impresoras 3D permiten que todos seamos potenciales fabricantes y llevar a cabo una fabricación personalizada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *