Qué lámpara colocar sobre la mesa del comedor

Share on Facebook15Tweet about this on Twitter0Share on Google+4


Aunque en los tiempos que corren lo cierto es que comemos de cualquier manera y casi en cualquier sitio (delante del ordenador, de pie en la cocina, en la mesa de centro frente a la tele…), es imprescindible que cuentes con una zona en el hogar que haga de comedor, al menos si de vez en cuando quieres disfrutar de la comida, del ambiente y de la tertulia de la sobremesa.

Además de contar con mesa y sillas, es importante cuidar todos los detalles del comedor para crear un ambiente que invite a la calma y a la conversación. En este sentido, la iluminación es un factor clave. Por eso, a continuación vamos a explicarte qué tipo de lámpara deberías situar sobre la mesa del comedor.

El centro perfecto

Antes de escoger la lámpara que irá sobre la mesa de comedor es importante que busques el centro perfecto de la mesa y sitúes en él el punto de luz del que colgarás la lámpara, para que de esta manera quede centrada y no produzca desequilibrios visuales, ya sea de peso o de luz. Por otro lado, la lámpara y la bombilla deberán proporcionar una luz cálida, amarillenta, que cree un ambiente apropiado durante la comida y, por supuesto, para alargar la sobremesa.

Lámparas colgantes

Lo más habitual es decantarse por las lámparas colgantes, aunque existen otras opciones. Ten en cuenta que la lámpara colgante, además de dar luz necesaria para ver, hace que los límites de la estancia se acerquen y que, por tanto, al sentarnos a la mesa, no sintamos sobre nosotros una altura excesiva. Eso sí, es importante seleccionar la altura adecuada: el espacio entre la mesa y la lámpara deberá ser entre 50 y 80 centímetros para no deslumbrar y el diámetro para una mesa de unos 180 cm, deberá ser entre 50 y 75 centímetros. Es importante que la lámpara no sobresalga de la superficie de la mesa.

Opciones más decorativas

Si quieres una opción más moderna y decorativa, puedes optar por poner una lámpara de diseño o por situar más de una lámpara. En este último caso, es preferible decantarse por un número impar y situarlas de forma ordenada sobre la mesa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *