Decorar el dormitorio con biombos


Los biombos son elementos que parecen haber pasado a formar parte de otros tiempos. Sin embargo, lo cierto es que hay muchísimas personas que los adoran, y por este motivo algunas firmas de decoración y mobiliario no dudan en sacar de vez en cuando nuevos modelos, para proporcionar un toque romántico y diferente a las habitaciones. Desde los clásicos biombos de hojas de madera, hasta los realizados con lamas que nos recuerdan a las contraventanas mallorquinas… Pasando por los biombos de forja, los que llevan cortinas de tela o los de inspiración japonesa, hay un modelo para cada gusto y estilo.

Así que, ¿qué podemos hacer para integrar un biombo en nuestra habitación? Toma nota de estas propuestas.

En la foto superior, a la izquierda podéis ver un delicado biombo japonés hecho con tablillas, marco de madera y paneles de papel. En este caso, el biombo delimita un rincón lleno de encanto destinado al tocador. Basta con una esquina bien amueblada para sentirse como una diva llena de glamour… A la derecha, un modelo en madera envejecida lleno de encanto rústico, que puede usarse para separar ambientes en el domitorio y crear una zona de vestidor. Es de French Bedroom Company.


Estos dos biombos son, en realidad, el mismo. La idea es brillante: por un lado las hojas van empapeladas con un atrevido papel pintado inspirado en los años sesenta, mientras que por el otro llevan tres prácticos y luminosos espejos. Atención al color fucsia con el que se ha pintado la madera: combinado con blanco, negro y gris crea un efecto elegante y, al mismo tiempo, rompedor. Si tenéis un dormitorio grande, podéis usar los biombos para crear vestidores o zonas de tocador, pero incluso tenéis la opción de instalar una bañera exenta y disfrutar de una suite digna de un rey o una reina.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *