Un garaje decorado y práctico


Uno de los espacios más olvidados en la mayoría de casas es el garaje. Suele ser un lugar amplio y oscuro para guardar el coche, pero le podemos sacar mucho más partido y aprovechar todos sus rincones siguiendo algunos consejos.

Una de las formas más simples de decorar un garaje consiste en alicatar el suelo con azulejos y embaldosarlo. Las paredes también se pueden decorar con el mismo material, ya que facilitará enormemente la limpieza.

Si disponemos de espacio sobrante, podemos utilizar una zona del garaje como centro de relax, con una cocina pequeña y una mesa en la que poder preparar comidas o barbacoas con los amigos sin tener que utilizar el interior de nuestra vivienda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *