¿Qué es un moodboard?

Share on Facebook35Tweet about this on Twitter0Share on Google+1

moodboard decoracion2
Hoy vamos a conocer una tendencia decorativa muy personal y fácil de realizar con tus propias manos. Se trata de un moodboard, cuya traducción literal tiene que ver con el estado de ánimo (mood) y con un tablón (board), por lo que aplicado a la decoración consistirá en un collage con imágenes, fotografías, colores, texturas, objetos… que te gusten o que te inspiren en tu zona de trabajo. Una forma de personalizar tu habitación ya que cada tablón será único y diferente. Porque lo harás tú. Y a continuación te enseñamos cómo.

Del mundo del diseño a tu pared

Normalmente los moodboard son utilizados en el mundo del diseño, sobre todo los digitales, con el objetivo de ser una especie de tormenta de ideas, el inicio de un proyecto como una página web, un blog, una revista… Se trata de colocar ideas similares creando una composición que refleje ese proyecto que se quiere realizar.

En tu casa

Hacerlo en tu propia casa es muy sencillo. Solo tienes que dejar volar tu imaginación para diseñar una composición personalizada. Puedes confeccionarlo con tus propias fotos o también con recortes de revista que te inspiren para llevar a cabo tu trabajo o en tu vida diaria, textos, frases, dibujos, telas… Todo lo que te pueda gustar estéticamente o aportar un valor añadido sentimentalmente. La libertad de elección es total. Sólo tienes que encontrar lo que quieres incluir y pensar la mejor manera de colocarlo en tu pared.

moodboard decoracion1

Sin saturar

No se trata de crear un panel llenísimo de cosas, porque al final no se verá apenas aquello que queremos resaltar. Por eso, es importante que una vez realizada la selección del material que quieres incluir en tu moodboard hagas un filtrado para escoger aquello que verdaderamente quieres mostrar.

Dónde colocarlo

Cuando tengas elegido el material que formará tu collage toca pensar dónde lo vas a poner y de qué manera lo harás. Existen también muchas posibilidades en este sentido. Si se trata de buscar la inspiración para trabajar puedes ponerlo en tu zona de trabajo, si quieres mostrar recuerdos especiales para ti colócalo en el salón… Pero ¿por qué no en un baño, o en la cocina? Según cómo hayas creado tu moodboard y lo que quieras reflejar descubrirás su mejor ubicación.

¿Cómo colgar la composición?

Y, de nuevo, imaginación al poder. Puedes hacerlo directamente sobre la pared, en un corcho, con un fondo de tela, con hilos, un tablero de madera, en una rejilla metálica, pegado, clavado con chinchetas, con marcos… ¡Como más te guste y como se te ocurra! Puedes hacer que una imagen principal protagonice tu collage y destaque sobre el resto, o poner todas del mismo tamaño, añadir algunas letras… Siempre que el resultado final esté equilibrado, estará bien todo lo que pongas y la forma en la que lo hagas.

moodboard decoracion3

Los colores

Como te digo, es importante no pasarse ni saturar el collage pues el efecto puede ser de cierto agobio y nada elegante. Puedes hacerlo basándote en una gama cromática concreta, no más de tres colores ni mezclando muchos distintos, jugando con tonos neutros y dando algún toque de color con los propios recortes. No recargues el moodboard ya que tiene que estar integrado en la estancia y no resultar excesivo.

Digital o analógico

Mi opinión personal está clara: analógico. Me refiero a que imprimas las fotos que vayas a incluir y las pegues o montes como te guste, pero que tengan textura y volumen. Otra opción más rápida y sencilla, para mi gusto menos efectiva, es hacerlo digital, con algún programa o aplicación que te ayude a crear el collage en tu ordenador y después puedas imprimirlo y colgarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *