Tipos de brochas
Si queremos pintar una superficie, tenemos que saber elegir bien los utensilios necesarios. El tipo de brochas, rodillos y pinceles dependerá del espacio que se quiere pintar. En el mercado podemos encontrar brochas lisas o rugosas, pero es importante saber que el acabado vendrá determinado por la elección de las herramientas.

Las brochas de fibra natural suelen tener una mayor cantidad de cerdas y son más suaves que las brochas sintéticas. Respecto a la forma, las planas se emplean para barnizar superficies, mientras que las redondas son muy utilizadas para pintar zonas de difícil acceso. Por eso, siempre es recomendable contar con varias brochas de diferentes tamaños.

La mejor forma para conservarlas en buen estado es siempre una correcta limpieza después de cada uso. No hay más truco que limpiar bien la pintura de las cerdas bajo el grifo. Un pequeño consejo para antes de pintar: sumergir la brocha durante varias horas en aceite de linaza o agua, así conseguirás que sea más flexible y manejable.