Decorar una cocina en color amarillo


Siempre que llega la primavera se producen un montón de cambios tanto en las personas como en los hogares, y es que el buen tiempo siempre trae más luz, alegría y colorido tanto a nuestra ropa como a nuestro hogar. En esta época del año hay que elegir siempre colores que den vitalidad y, en el caso de la decoración, también que ayuden a aprovechar mucho más la luz natural.

Si hay un color que te ayuda a conseguir una mayor luminosidad, amplitud visual y calidez ese es el amarillo, que en varias de sus tonalidades es muy beneficioso para cualquier estancia. Hoy me gustaría hablarte de este color para la cocina, y ya no solo para las paredes sino también para las muebles, donde puedes conseguir combinaciones ideales. Tal y como puedes ver en la imagen, los muebles amarillos le dan muchísima vitalidad a la estancia, y si además es luminosa conseguirá un aspecto genial.

Aunque parezca un color difícil de combinar en realidad no lo es tanto ya que te queda genial con multitud de colores, como por ejemplo el negro, el gris o el blanco. Puedes optar por los muebles en amarillo como en la fotografía y pintar las paredes de blanco o gris muy clarito, o bien pintar las paredes de un amarillo crema y utilizar los muebles en blanco, negro, gris o incluso marrón.

Si utilizas un amarillo en una tonalidad clara puedes utilizar los demás colores en tonos más fuertes para conseguir un contraste muy bonito, mientras que si optas por un amarillo llamativo te quedará muy bien combinándolo con colores más claros. Sin duda con el amarillo conseguirás una mayor luminosidad y la estancia parecerá más amplia, así que es una de las mejores opciones si su tamaño es reducido pero también si ya es amplia ya que se verá mucho más bonita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *