10 reformas sencillas que harán que tu casa parezca otra

casa-de-estilo-nordico
A todos, o a casi todos, nos gusta lo nuevo. Si pudiéramos cambiaríamos de casa todos los años, o como mínimo la reformaríamos por completo para sentir que volvemos a estar de estreno. Por desgracia eso no suele ser posible por falta de tiempo y presupuesto, aunque eso es algo que puede cambiar si pones en marcha reformas que no implican meterse en grandes obras.

En este artículo comparto 10 reformas que creo que te ayudarán a dar ese cambiazo que tanto deseas. Toma nota y pon en marcha las que consideres más urgentes.

1- ¡Píntala de arriba abajo!

pareja-pintando
No hay nada más sencillo para refrescar un hogar que pintar tanto las paredes como el techo. Recuerda que el blanco es el color estrella por la luminosidad que aporta, aunque eso no significa que no te puedas decantar por tonos neutros como el gris, que sin duda alguna es capaz de añadir elegancia por sí solo.

Otra opción que deberías contemplar es la del papel pintado, que cada vez gana más adeptos. Es de fácil aplicación, si bien es cierto que retirarlo no suele ser tan sencillo.

Artículo recomendado: Consejos para pintar una casa.

2- Acaba con el gotelé

gotele
¿Todavía con gotelé en casa? ¡Eso eso un pecado! Sabemos que cualquier tiempo pasado fue mejor, pero sin gotelé las cosas pueden mejorar considerablemente. Tu casa dejará de tener un aspecto antiguo si eres capaz de alisar las paredes, algo que por otra parte requiere un buen puñado de horas de trabajo. Por eso no es mala idea pensar en los revestimientos vinílicos, que sobresalen muy poco y te permiten esconder el gotelé para siempre con un gasto en mano de obra mínimo (de hecho, tú mismo podrías instalarlos).

Artículo recomendado: Cómo eliminar el gotelé.

3- Renueva tus textiles

salon-con-alfombra
La renovación de tu casa la puedes enfocar desde muchos puntos de vista. Uno de ellos tiene que ver con los textiles, que por decirlo de alguna forma es como la ropa que viste todas y cada una de las estancias. Cortinas, cojines, alfombras, plaids, ropa de cama, manteles… Hay tantas cosas que puedes cambiar a través de los textiles, que seguro que disfrutarás mucho viendo cómo va cambiando todo a medida que renuevas los textiles.

Artículo recomendado: Ideas para cambiar tu decoración actualizando tus textiles.

4- Dale una nueva vida al suelo

suelo-vinilico
Mirar a las paredes y el techo para pintarlos está muy bien, pero no podemos olvidarnos del suelo, que es probable que se haya quedado un tanto anticuado. Para solventarlo sin gastar mucho dinero y sin tener que afrontar una engorrosa obra, te recomiendo los pavimentos vinílicos y los suelos flotantes que se instalan de clic en clic. Estos últimos se pueden colocar encima de multitud de soportes para cambiarle la cara al suelo por completo, ya que hoy en día hay muchos diseños en el mercado.

Artículo recomendado: 5 ideas para renovar el suelo de tu casa sin hacer obras.

5- Reforma el baño

bano-renovado
Como en este artículo solo quiero hablar de reformas sencillas, olvídate de llamar a una empresa de reformas para que lo destrocen todo y hagan un baño nuevo partiendo desde cero. Hay pequeños cambios que lo pueden revolucionar, como por ejemplo los que consisten en renovar la iluminación, pintar los azulejos o añadir revestimientos vinílicos. También te puedes meter en algo más gordo como el cambio de muebles o la sustitución de la bañera por una ducha amplia (o viceversa).

Artículo recomendado: 10 ideas para renovar el baño sin hacer obras.

6- Reforma la cocina

cocina-renovada
Como en el punto anterior, te propongo reformas exprés como las de renovar los zócalos y los tiradores, pintar los azulejos, cambiar el fregadero y el grifo, instalar suelo de resina, alicatar el frente de la cocina, estrenar muebles, colocar papel pintado… En definitiva, hay muchas posibilidades.

Artículo recomendado: Redecorar la cocina sin necesidad de hacer obras.

7- ¡Estrena puertas!

puertas-correderas
No es necesario que cambies la puerta de entrada a tu casa para que se note a primera vista que algo ha cambiado. Puedes pintar las puertas interiores para que tengan el mismo color que las paredes con el objetivo de que pasen desapercibidas, pero también puedes hacer todo lo contrario, pintarlas con un color de contraste para que llamen la atención. Eso sí, antes de hacer esto último piensa que es más fácil cambiar los colores de complementos como jarrones o cojines que hacerlo con elementos estructurales como las puertas.

Otra reforma habitual pasa por sustituir los pomos, aunque la que más te puede ayudar a aprovechar los metros cuadrados que tiene tu casa es la que implica cambiar puertas batientes por puertas correderas. Aproximadamente, ganarás un metro cuadrado por cada puerta corredera que instales.

Artículo recomendado: Consejos para elegir las puertas de interior.

8- Pon al día la iluminación

lampara-dormitorio
¿Todavía con bombillas convencionales? ¡Pásate a las bombillas de tipo LED! Aunque al principio tendrás que invertir una suma de dinero superior a la que invertirías si compraras bombillas incandescentes, notarás el ahorro a corto y largo plazo, ya que consumen mucho menos y tienen una vida útil 10 veces superior.

Por otra parte, te aconsejamos que revises los puntos de luz existentes para tomar alguna decisión al respecto. ¿Están donde deberían estar? ¿Puedes prescindir de alguno de ellos? Piensa en las acciones que sueles realizar en casa a lo largo del día para responder a esas dos cuestiones.

Artículo recomendado: Consejos para ganar calidez en casa con la iluminación.

9- Sin miedo: derriba algún tabique

casa-sin-tabiques
Que nadie te quite de la cabeza esa vieja idea que tienes de derribar un tabique. ¿Por qué no? Si no se trata de una pared maestra, piensa en los numerosos beneficios que te puede proporcionar. Mejorará la comunicación, tendrás más posibilidades con la distribución, ganarás luz natural, contarás con más metros útiles…

Artículo recomendado: Motivos por los que merece la pena derribar un tabique.

10- ¿Qué tal si te vas de compras y renuevas la decoración de tu casa?

comedor
No es una reforma, pero puede parecerlo. Cuando uno se pone a renovar la decoración de su casa como si no hubiera un mañana los cambios son radicales, tanto como el que experimenta un armario cuando termina el invierno y llega la primavera. Hay multitud de opciones para decorar cualquier estancia, desde piezas pequeñas como jarrones muy discretos hasta grandes alfombras que sirven para decorar y delimitar espacios. Piensa en el estilo decorativo que quieres para tu casa y haz compras imaginando lo bien que va a quedar todo siguiendo una misma línea.

Artículo recomendado: Las 5 mejores tiendas online de decoración de estilo nórdico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *