Decorar un dormitorio contemporáneo


La decoración es un sector muy amplio en el que puedes utilizar infinidad de estilos para conseguir el ambiente perfecto para tu hogar. Cuando se habla de estilos y tendencias puede llevar a confusión ya que son muchos los que triunfan y parece que ninguno destaca por encima de otro como para ser la principal tendencia, pero lo cierto es que hay muchos que sí pueden considerarse tendencia.

Por ejemplo, este año se lleva muchísimo la decoración vintage pero también arrasan otros estilos como el minimalista, el contemporáneo o incluso el clásico. Todos ellos son estilos muy distintos pero igualmente destacables y con los que podrás conseguir estancias con una gran personalidad.

Hoy me gustaría hablarte de uno de los estilos decorativos que más se llevan: el estilo contemporáneo. La decoración contemporánea viene a ser una decoración moderna en la que encuentras infinitas posibilidades para decorar una estancia. En este caso me refiero a un dormitorio contemporáneo, y para conseguirlo podemos combinar varios estilos, colores, texturas y formas, creando así varios ambientes diferentes pero con el denominador común de ser muy modernos.

Para conseguir un dormitorio contemporáneo deberás utilizar elementos y estilos que sean tendencia y que le den un toque muy personal a la estancia. Por ejemplo, si te gusta el estilo minimalista puedes utilizarlo como el principal y añadirle elementos de otros estilo, como objetos decorativos vintage o retro. También puedes combinarlo con elementos textiles como alfombras, colchas o cortinas que sigan tendencias llamativas como el colorido o el estampado original.

La modernidad en el dormitorio la conseguirás siguiendo las principales tendencias de cada estilo y combinándolas hasta dar con el ambiente perfecto. Aunque en un principio pueda resultar chocante, puedes también combinar un estilo clásico (por ejemplo con los muebles) y combinarlo con el minimalista. Ambos son dos estilos que contrastan muchísimo ya que en el clásico se lleva sobrecargar el ambiente con objetos, todo lo contrario que en el minimalista pero que puedes combinar utilizando los muebles clásicos y luego muy poquitos objetos decorativos y siempre en líneas sencilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *