Ideas para renovar tus puertas sin tener que cambiarlas

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter13Share on Google+0

ideas-renovar-puertas-sin-cambiar
Hace poco veíamos qué opciones tenías para modificar el aspecto de tu salón con muy poco dinero. Hay momentos en los que apetece dar una vuelta a la decoración de casa, sobre todo si ya hace demasiado tiempo que la vemos igual o si nos gustan los cambios. Las puertas son uno de esos elementos que están en cualquier casa y a los que apenas concedemos importancia decorativa. Pero, de hecho, la pueden tener, y mucha. Por eso hoy quiero mostrarte varias ideas para renovar tus puertas sin tener que cambiarlas. ¡Es más sencillo de lo que piensas! Lo comprobamos a continuación.

Con papel pintado

Si quieres renovar tus puertas para darles una personalidad única una primera idea que te cuento consiste en utilizar el papel pintado para forrarlas. No tienes por qué forrar los dos lados de la puerta, elige si prefieres que se vea desde dentro de la estancia o desde fuera; y si quieres, desde los dos. Mi consejo es que no pongas un papel pintado diferente en cada una de la casa porque el efecto puede ser demasiado recargado. Puedes utilizarlo solamente en una de ellas, para que sea la verdadera protagonista, o en varias si quieres pero que sigan un mismo motivo, estampado o color. En las habitaciones infantiles siempre quedan de maravilla, por ejemplo.

A través de la pintura

Una de las formas más sencillas y económicas consiste en pintar las puertas de tu casa. Puedes hacer que se integren con el resto de la decoración o que destaquen como un elemento único. Es decir, si todas las paredes de tu casa son blancas puedas pintarlas también blancas, para que pasen desapercibidas y conseguir así un conjunto más luminoso y sereno, o pintarlas en un tono más vivo para que sean las protagonistas.

puertas-pintadas

Molduras en una puerta lisa

A veces puedes tener en tu casa unas puertas lisas y sencillas a las que deseas darles una apariencia más robusta o clásica. Diferente. La solución pasa por colocar molduras que cambien por completo el aspecto de estas puertas. Aquí tocará sacar a relucir toda tu maña con el bricolaje, pues esta propuesta requiere de algo más de trabajo. En Internet hay varios tutoriales que te enseñan a hacerlo, así que si te gusta la idea que nada te impida renovar tu puerta de esta forma.

Con vinilos decorativos

Los vinilos son siempre una excelente opción para dar un cambio de imagen a paredes o rincones. ¿Por qué no a una puerta? Tienes un montón de alternativas para ello: puedes poner un vinilo grande que ocupe toda la superficie de la puerta, algo pequeño que le dé un toque decorativo más discreto, puedes jugar con letras y mensajes… Incluso el marco te va a dar muchas posibilidades, y muy alegres.

puertas-vinilos

Puertas pizarra

Las pizarras siempre son divertidas. Nos permiten introducir mensajes personalizados, escribir o dibujar lo que más nos guste. ¿Qué te parece emplearlas en una puerta? Puedes pintarla con pintura de pizarra o pegar una pizarra finita sobre la puerta, para que así tengas opción de tener cada día una diferente. Solo tendrás que cambiar el mensaje que quieras lanzar en ella y disfrutar de todas las alternativas que nos ofrecen.

Cambiar el pomo

Para renovar tus puertas sin tenerlas que cambiar puede bastar con poner unos pomos o manillas diferentes. Si, por ejemplo, la puerta es sencilla la realzarás más si instalas un pomo llamativo. O al contrario. Si tu puerta es demasiado recargada o barroca y quieres actualizarla para que tenga otra imagen apuesta por un pomo sencillo.

Artículos recomendados:

Estrena puertas sin gastar mucho dinero

Cómo decorar con puertas granero

10 ideas para reciclar puertas viejas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *