Mantenimiento de suelos de vinilo


Los suelos de vinilo o también conocidos como pavimentos vinílicos, tienen como materia prima el PVC, un material cada vez más utilizado porque es duradero, resistente y fácil de limpiar. Su instalación es bien sencilla, pero requiere superficies lisas, que sean regulares y sin defectos que puedan impedir su colocación.

Estos tipos de suelo son ideales para estancias que tienen mucho tránsito. Por eso son perfectos para escuelas, hospitales y tiendas. Sin embargo, es una opción que también funciona muy bien para hogares. Por sus propiedades impermeables y dificultad para pudrirse, son revestimientos indicados para baños donde existe siempre más humedad. También se recomienda para habitaciones infantiles y cuartos de juegos, ya que son tan fáciles de limpiar como resistentes al desgaste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *