10 consejos de decoración para compartir con tus amigos

salon-comedor
A tus amigos, a tus queridos amigos, es a quienes les recomiendas esa película que tanto te emocionó o ese plato que disfrutaste tanto en un restaurante vietnamita. Quieres que se beneficien de todo lo bueno y estás dispuesto a compartir todos tus vivencias para lograrlo. ¿Por qué no hacer lo mismo con esos consejos de decoración que te han funcionado a las mil maravillas?

Si no los has vivido en primera persona, trata de disimular y haz como si ya los hubieras puesto en práctica en tu casa. Verás que están repletos de lógica.

1- ¡Piensa en la distribución!

No me cansaré de repetir que solemos olvidarnos de la importancia de la distribución. Las cosas no hay que colocarlas tal y como van llegando sin pensar en ello, ya que siempre hay motivos por los que mover un mueble hacia la izquierda o hacia la derecha. Para saber lo que a uno más le conviene, no hay que leerse un libro de decoración de 500 páginas. Basta con analizar tu día a día para saber qué necesidades vas a cubrir. En función de ello tendrás bastante más claro el tema de la distribución.

2- ¿Es una terraza o es un trastero?

terraza
Presumir de terraza en verano es todo un clásico, sobre todo desde que descubrimos las redes sociales. Sin embargo, los vermús y las quedadas con amigos pasan a un segundo plano cuando llega el invierno, motivo por el cual caemos en el error de convertir la terraza en un trastero. ¿Acaso no se pueden aprovechar las terrazas y los jardines en invierno?

3- Luz natural y espacios diáfanos

La luz natural nos llena de vida y soluciona muchos problemas de espacio a nivel visual. Es verdad que los metros cuadrados disponibles seguirán siendo los mismos, pero la felicidad y la luminosidad se multiplicarán de forma exponencial con las ventanas despejadas para que entre luz del exterior. Tu bolsillo y el medio ambiente también te lo agradecerán.

4- Para gustos, colores

salon-colorido
A tus amigos deberías decirles que no siempre se puede decorar del color que uno quiere. De hecho, los hay que están prácticamente prohibidos. Recuerda que en espacios pequeños hay que optar por tonalidades claras, y no olvides que los colores son capaces de influir en nuestro estado de ánimo.

5- Minimalismo y sencillez

A determinadas personas les gusta lo recargado, lo que no permite colocar ni un solo alfiler de más. Sin embargo, creo que estaremos de acuerdo al decir que uno vive mucho mejor en una casa decorada con lo justo. La sencillez que promulga el estilo decorativo minimalista puede darte muchas alegrías, ya que entre otras cosas te ayudará a mantener tu casa limpia y ordenada.

6- Espacios bien aprovechados

espacio-bien-aprovechado
Con lo que nos llegamos a quejar de la falta de espacio, no podemos permitirnos el lujo de desaprovechar ni un solo rincón. Piensa que cualquier estancia es válida para almacenar todo tipo de objetos. Para ello puedes recurrir a soluciones de lo más variadas, así que no tienes excusa.

7- Tendencias sí, pero sin pasarse

Hay que reconocer que con las tiendas de decoración que hay hoy en día es difícil resistirse a un capricho de vez en cuando. Renuevan sus colecciones cuando cambian las temporadas y eso hace que se nos pongan los dientes largos con demasiada frecuencia. Si vas a invertir mucho dinero y no te importa renovar la decoración de tu casa de vez en cuando, adelante. Eso sí, ten cuidado con lo de llenar tu casa de productos que son tendencia ahora mismo, ya que es probable que dentro de un par de años estén pasados de moda.

8- Muebles en buena compañía

mueble-acompanado
Hay muebles que hablan por sí solos y brillan con luz propia. Sin embargo, creo que dejar un mueble solo es un error. Siempre hay que pensar en pequeños complementos que podemos colocar encima, como por ejemplo un jarrón.

9- Detalles que marcan la diferencia

Solemos fijarnos en lo que más llama la atención, que normalmente son los muebles. Sin embargo, tenemos la suerte de tener a nuestro alcance un sinfín de piezas decorativas con las que marcar la diferencia. Cestas, portavelas, faroles, guirnaldas, cajas de luz… Además, no pierdas la oportunidad de decorar con fotos familiares.

10- La inspiración hay que buscarla

No hablo de copiar; hablo de buscar la inspiración. Hoy en día tenemos la posibilidad de encontrarla en muchos lugares: tiendas de decoración, revistas de decoración, Instagram, Pinterest… Sigue a empresas y personas que compartan fotografías que te gusten y seguro que en más de una ocasión podrás imitar lo que están haciendo en tu casa.

Artículo recomendado: ¿Cómo será la decoración del futuro?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *